Tras el escándalo Qom, Capitanich designó la nueva cúpula de la Policía del Chaco

¿Quiénes estarán a cargo de la fuerza policial?
miércoles, 15 de julio de 2020 · 08:51

Ante la renuncia de la cúpula policial de Chaco tras el escándalo que puso a la fuerza de seguridad en la mira por el brutal ataque de un grupo de uniformados contra una familia Qom, el cual quedó registrado en un video que se viralizó en las redes sociales, ya asumen las nuevas autoridades de la policía chaqueña.

Así lo anunció el gobierno de Jorge Capitanich, a través de los decretos 805/20 y 806/20, en los que se designa como nuevo Jefe de Policía de Chaco a Ariel Alejandro Acuña, quien antes de la nueva asunción se desempeñaba como subsecretario de Investigación e Inteligencia Criminal, pero también ocupó este cargo.

Por lo tanto, es la segunda vez que Acuña acompañará la gestión del gobernador de los chaqueños. Además, se designó como actual subjefe de la policía a David Antonio Vega, quien se cumplió el rol de exdirector de Zona de Villa Ángela, el nuevo nombramiento se debe a su larga trayectoria en la fuerza.

Los cambios en la dirección de la Policía de Chaco llegaron luego de que las autoridades del Gobierno se negaran a reincorporar a los cuatro uniformados involucrados en el hecho de violencia institucional durante la cuarentena contra una familia Qom, que hizo que la provincia quede bajo la lupa de la Nación.

Se trata de Cristian Foschiatti, Cristian Benítez, Cristian Flores y Orlando Cabrera, quienes siguen privados de su libertad, pero con prisión domiciliaria, tras ser imputados por la Justicia local por haber llevado a cabo un “allanamiento ilegal” y ultra violento tal como se observó el video del ataque.

Ante el apartamiento y la no reincorporación de los detenidos por parte de la administración de Capitanich, los exdirectivos de la Policía de Chaco presentaron su dimisión. De este modo, Fernando Romero; Ángel Domínguez y Mariela Noemí Aguirre dieron un paso al costado.

En declaraciones a la prensa local, el exjefe la policía chaqueña describió que tanto el Gobernador como su ministra de Seguridad, Gloria Zalazar, mantienen la postura de mantener a los agresores “en actividad pasiva por delito, cuando no tenemos nosotros legislación que nos ampare”.

Tras la arremetida contra los Qom, la fuerza de seguridad en Chaco quedó en el ojo de la tormenta a raíz de denuncias en su contra por exceso de autoridad antes y durante la cuarentena. Esto provocó que la Rosada exigiera informes sobre la situación en la provincia de Capitanich.

Otras Noticias