"Ese balazo me sirvió": Chano Charpentier habló por primera vez del infierno que vivió

Chano Charpentier charló con Juana Viale desde la clínica de rehabilitación.
domingo, 17 de octubre de 2021 · 17:27

El pasado 26 de julio es una fecha que Chano Charpentier no olvidará más, ya que ese día vivió una traumática experiencia que lo marcó para siempre. Tras un brote psicótico que sufrió en su casa, el músico recibió un balazo que casi termina con su vida. Después de este trágico acontecimiento fue internado en una clínica de rehabilitación para poder superar su problema con las adicciones, y desde allí brindó una entrevista para Juana Viale donde habló del infierno que vivió.

En primer lugar el exlíder de Tan Biónica reconoció que necesitaba urgentemente hacer este tratamiento porque había llegado hasta lo más bajo: "Vine a hacerme un tratamiento con internación, que lo necesitaba de verdad. Si no hubiera pasado lo que pasó tal vez no estaría acá, voy a tomar esta tocada de fondo como el aprendizaje más grande de mi vida y para que sea la última". Asimismo Chano Charpentier contó cómo es su vida en ese lugar: "Tenemos una rutina: desde los cigarrillos que te fumás, que son 8 por día y que vamos a pedirlos en fila; hasta el momento de la medicación, que es una cosa en silencio. Parece bizarro, pero es uno de los mejores lugares en los que estuve".

Luego de contar con algo de humor que pudo conseguir una computadora y una guitarra para tocar allí y despejarse, Chano rememoró los momentos anteriores al episodio en cuestión: "Estaba en tratamiento ambulatorio y en la pandemia dejé de ver a mi médico. Después empecé a manipular mi medicación y a consumir una sustancia blanda que es re psicótica. Estuve solo y consumía solo, no podía soportar que haya gente. Fue una cosa re triste, la estaba pasando muy mal. Días antes del accidente empecé a consumir alcohol y sustancias, y no me acuerdo de nada. Iba a comprar sustancias llorando, no podía parar".

 

El peor de los escenarios

Respecto a aquel día de finales de julio, Charpentier recordó lo siguiente: "Consumía solo en casa, paranoiqueando y llamando a la policía. En ese momento estaba sin poder parar, y mi mamá estaba viendo que yo no podía más. Ella entró a casa con una ambulancia a querer internarme, y el psiquiatra le dijo que si yo no estaba de acuerdo no podía hacerlo. Al otro día hizo lo mismo y yo llamé al 911. Mi vieja me dijo que era hábil declarante, porque estaba borracho y llamé diciendo que había gente en casa y que mi mamá estaba loca. Traté de evadir la situación, no me quería internar ni loco".

Finalmente sostuvo que no recuerda nada de lo que pasó y que solamente se acuerda de los momentos posteriores: "Me desperté atado en el hospital y me fueron contando cómo fueron los hechos. Ahí me contaron que me metieron un tiro, yo no sentía nada. Desde los dos días previos no tengo registro de nada, ni el ruido del disparo. Creo que Dios sabe por qué hace las cosas, y a mí ese balazo me sirvió. La bala salió a tres milímetros de la columna, podría no haber caminado más. Para mí es una oportunidad para ponerme bien, no lo puedo ver de otra forma".

Otras Noticias