Se enciende el fuego olímpico en Tokio: quedan inaugurados formalmente los Juegos Olímpicos

Quién estuvo a cargo de la ceremonia y por qué se realiza este acto, aquí te lo contamos.
viernes, 23 de julio de 2021 · 13:27

Es oficial, los Juegos Olímpicos de Tokio han iniciado: después de pasar 121 días recorriendo toda la isla de Japón en un competición de relevo, la llamarada olímpica al fin se alza en el emblemático Estadio Nacional de Tokio para dar apertura formalmente a la máxima gala deportiva del mundo, un evento que se realiza cada cuatro años, pero que tuvo que suspenderse tras la llegada de la pandemia.

El emblemático encendido del pebetero de las olimpiadas estuvo a cargo de Naomi Osaka, una joven tenista japonesa de 23 años, que durante su trayectoria deportiva ha logrado posicionarse entre los primeros lugares del mundo como una de las competidoras más fuertes con la que cuenta esta disciplina deportiva. 

La primera mujer asiática en clasificar de primer lugar en la Asociación de Tenis Femenino.

 

Recorrido de la llama olímpica 

Esta carrera de relevos tiene un referente histórico muy reciente, ya que la primera vez que se introdujo este acto protocolar fue en el año 1936, durante los Juegos Olímpicos de Berlín. Desde entonces, cada cuatro años, antes de que arranque el evento de competición, los deportistas del país anfitrión hacen una carrera de relevos con la llamarada olímpica como parte de la antesala del encuentro.

En el particular de Japón, la competición de relevo inició hace casi cuatro meses en la prefectura de Fukuoka, al suroeste de la isla, y demoró 121 días antes de antes de llegar a la sede de los Juegos, que en este caso se realiza en el Estado Nacional de Tokio. 

La mexicana Enriqueta Basilio  fue la primera mujer en encender la llama olímpica. 

 

Momento épico de la ceremonia de inauguración 

Toda la jornada inaugural de la ceremonia olímpica estuvo marcada por momentos realmente significativos y conmovedores para el mundo entero: el minuto de silencio por las víctimas del coronavirus, la representación de los duros momentos que vivió la humanidad en el 2020 con la llegada de la pandemia, el tan esperado ingreso de las delegaciones de atletas al estadio deportivo y el encendido del fuego olímpico. 

Japón invirtió casi 500 millones de dólares para organizar este evento.

Pero uno de los momentos que indiscutiblemente se robó la atención de todos los espectadores fue la iluminación del cielo de Tokio con miles de drones que representaron múltiples figuras, una de ellas y la más impresionante, fue el planeta Tierra. Durante el espectáculo de luces, unos dos mil drones sobrevolaron el complejo deportivo y formaron un gigantesco globo terráqueo, con sus respectivos continentes, y con la canción de John Lennon, “Imagine”, como telón de fondo. Un momento que perdurará en la memoria colectiva del mundo. 

Otras Noticias