El Congreso debatirá la Ley de etiquetado Frontal: por qué es importante la sanción de la medida

Las distintas organizaciones de la salud apelan a que este es el momento de lucha para exigir la Ley de etiquetado Frontal.
domingo, 3 de octubre de 2021 · 10:11

El próximo martes 5 de octubre, en sesión especial por la Cámara de Diputados se debatirá la Ley de etiquetado Frontal, bajo el objetivo de que el Gobierno garantice el derecho a la salud y a la correcta información de lo que la población ingiere.

Chile, Perú, México y Uruguay implementaron etiquetas de advertencia en el frente del envase.

Como se sabe, el país está atrasado en esta materia. En principio, el proyecto de Ley de etiquetado Frontal fue aprobado por el Senado en octubre del 2020 y quedó a la espera del nuevo debate. Por lo tanto, ocho meses después, el 13 de julio, se emitió dictamen favorable en un plenario de las comisiones de Legislación General, de Acción Social y Salud Pública, Industria y Defensa del Consumidor, del Usuario y de la Competencia y de Industria de la Cámara de Diputados para volver a poner en movimiento la medida.

De esta manera, se logró que se feche el debate de la Ley de etiquetado Frontal para el próximo 5 de octubre. Además, se adelantó que, desde el bloque del Frente de Todos, se pondrá en valor la sanción de la iniciativa que fue respaldada por diversas organizaciones de salud, consumidores y de medio ambiente.

Las etiquetas aparecerán en todos los productos envasados para la venta.

 

Qué implementará la medida

El objetivo principal del proyecto es informar a los ciudadanos sobre qué va a ingerir, con la premisa de que se tomen decisiones correctas, transparentes y viables para la salud.

Si la Ley de etiquetado Frontal se aprobara se colocarían una serie de sellos en los envases de los alimentos para alertar cuando se trata de un alimento con alto contenido de sodio, azúcar, grasas saturadas y calorías.

Cabe destacar, que según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), los tres factores de riesgo más asociados a la mortalidad en Argentina son la hipertensión, hiperglucemia y sobrepeso u obesidad. Es por ello que se considera que la advertencia bajo las etiquetas podrá hacer un revés ante las más de 140.000 muertes por año y diversas enfermedades vasculares, cardíacas, cerebrales y renales que traen los malos hábitos alimentarios.

Cuatro de cada 10 niños en Argentina tienen exceso de peso.

Además, los valores identifican que la problemática se acarrea desde la infancia. Cuatro de cada diez menores y adolescentes presentan sobrepeso, así como siete de cada diez personas adultas, esto indica que Argentina tiene una de las tasas más altas de la región y está en aumento, por lo que se debe hacer una modificación lo antes posible.

Se empezará por los envases, indicaron desde el Congreso ante la falta de responsabilidad en la industria alimentaria de garantizar alimentos óptimos para la salud. De esta manera, cuando entre en vigencia la normativa, los alimentos y bebidas sin alcohol deberán portar en la cara principal un sello negro de advertencia indeleble por cada nutriente crítico en exceso: azúcar, sodio, grasas saturadas, grasas totales y calorías en “todo alimento contenido en un envase, cualquiera sea su origen, envasado en ausencia del cliente, listo para ofrecerlo al consumidor”. Por lo tanto, pueden llevar uno o más sellos negros.

Asimismo, las leyendas deberán estar en octógonos negros, con bordes y letras de color blanco en mayúsculas, y su tamaño no podrá ser inferior al 5 % de la superficie de la cara frontal del envase.