Femicidio de Agostina Gisfman: encontraron sangre humana en la casa del femicida

Los peritos la descubrieron al inspeccionar la casa del hombre acusado como autor material del femicidio.
domingo, 13 de junio de 2021 · 18:57

Mientras más avanza la investigación, más se complica la situación de Juan Carlos Monsalve, quien tiene detención preventiva y es acusado por ser el autor material del femicidio de Agostina Gisfman, la joven cipoleña que apareció calcinada en un basural de Neuquén Capital.

Los peritos revisaron nuevamente la casa del principal acusado del crimen y hallaron sangre humana que había sido lavada, ahora será analizada para constatar si se trata de Agostina.

Chianese, el otro detenido, ya declaró. 

Por otro lado, los investigadores no descartan que hayan más personas involucradas en el femicidio, porque según se observa en las cámaras de una vivienda cercana al basural, son dos los vehículos que circulaban por la zona, el viernes 14 de mayo a las 20 horas, cuando se estableció que fue descartado el cuerpo de Agostina.

El hallazgo de los rastros de sangre se da en el contexto del segundo peritaje a la casa del acusado, a la cual habían acudido en primera instancia en busca de su paradero, pero Monsalve ya había escapado a la localidad rionegrina de San Javier, hasta que finalmente fue detenido el 25 de mayo, 11 días después del femicidio.

En el domicilio de la calle Lago Correntoso descubrieron que se había lavado sangre humana, al aplicar la técnica bluestar opti, con la cual se constató que la mancha de sangre era de origen humano. Luego de tomar muestras, serán peritadas en busca de ADN para saber si corresponden a Agostina.

 

La reconstrucción del femicidio

El viernes 14 de mayo, Agostina salió de su casa en Cipolletti y se encontró con Monsalve en Ruta Nacional 151 y Circunvalación. La joven se subió a la Chevrolet Tracker del acusado, que había sido alquilada una hora antes, y nunca más se la volvió a ver con vida.

La camioneta tomó dirección a Neuquén por el tercer puente y terminó en un basural clandestino de la calle Perón, entre Centenario y la ciudad capital. En ese trayecto, Agostina fue apuñalada dos veces, una de ellas en la zona del tórax, que le causó la muerte al poco tiempo.

“El acusado conoció a la víctima aproximadamente dos meses antes del crimen, a través de Chianese a quien le había pedido que lo contactara con una mujer que ofreciera servicios sexuales”, afirmó la fiscal del caso y sostuvo que “Monsalve tuvo problemas con su pareja, por lo que comenzó a buscar a la joven para darle muerte”. Gustavo Alejandro Chianese es el otro acusado, como cómplice necesario, por haber pactado el encuentro. Tenía una gomería que aparentemente también funcionaba como lugar para la explotación sexual.

Después y como se constata con la cámara de la vivienda cercana, personas repartidas en dos vehículos arrojaron su cuerpo en la zona del basural y lo incineraron. Luego el femicida habría vuelto a su casa, donde se habría limpiado las manchas de sangre, según los datos que surgen ahora.

Todo indica que Monsalve será declarado culpable por el femicidio, que tiene una única pena de reclusión perpetua.

Otras Noticias